Trastornos por Desconexión con la Naturaleza

Te has puesto a pensar, ¿cómo te sientes cuando vas al río, a la playa, al campo? ¿No te ha dado un bajón de ir para la playa, o de camping? Probablemente no te hayas dado cuenta, de lo relajante, sanador y necesario que es conectar con la naturaleza. Vivimos todos los días apretando un botón, conectados al internet, utilizando diferentes plataformas de entretenimiento y redes sociales y completamente desconectados de la naturaleza.


Toma un momento para reflexionar sobre tu día y determina cuanto tiempo pasas en tu celular o computadora.


El trastorno por déficit de la naturaleza son las consecuencias que trae la falta de conexión con la naturaleza en el cuerpo, la mente y el espíritu de cada uno de nosotros y especialmente en los niños. Por ejemplo, problemas de salud física y mental, pobre creatividad, pobre sociabilidad y baja capacidad empática. Entre más expuestos a la tecnología estamos, más se necesitamos de la naturaleza.


Los ingleses durante años, han documentado que la desconexión con la naturaleza comenzó a partir de los 1950’s (Kesebir, 2017). Es que era de esperarse, que los libros de ficción, la música, las películas, la tecnología, los video juegos que aparecieron en los 70’s, el internet que se hizo accesible en los 90’s y el crecimiento exponencial de la industria del cine y las series de televisión hayan creado una pandemia de desconexión con la naturaleza. Incluso, el término déficit de naturaleza, debería de ser parte de la clasificación internacional de enfermedades (ICD-10).

El trastorno por déficit de la naturaleza es más preocupante en niños. Por ejemplo, mientras utilizamos un teléfono inteligente o una tableta, solo tenemos que apretar un botón y obtenemos una respuesta instantánea. Esto crea un problema ya que los niños que pasan muchas horas utilizando estos equipos, no aprenden a esperar y son ansiosos o hiperactivos si no están conectados al equipo electrónico. Sin comentar acerca de la sobre estimulación sensorial que reciben y las consecuencias que esto trae (es otro tema). Esto preocupa, no solo porque se pierden los beneficios físicos y psicológicos de conectar con la naturaleza sino también porque si desde niños no aprenden a amar la naturaleza, será difícil que lo hagan de grandes.

A esto, le podemos agregar la epidemia de obesidad infantil y el aumento en trastornos de ansiedad, depresión y otros desórdenes mentales en niños, adolescentes y adultos. Recuerdo, hace unos años atrás a finales del verano, en familia me fuí a acampar a Culebra, una islita municipio de Puerto Rico. Durante ese verano, mi hijo utilizo en exceso su tableta. Obviamente, la tableta la dejamos en casa y… mi niño nunca ha sido hiperactivo, pero por todo un día supe lo que era ser una madre con un niño con déficit de atención e hiperactividad. Mi niño no dejó de brincar ni un solo segundo del día, todo porque no tenía su tableta!!! A ese día, le llamamos el día de la "tablet detox", inolvidable...

Curiosamente, ya la próxima generación tiene nombre, la generación ALPHA, conocidos como los nativos digitales y personas que no distinguirán entre la realidad y lo virtual. Los niños necesitan aprender a laborar la tierra, a crear con las manos, a buscar como disfrutar y aprovechar su tiempo libre. Se ha demostrado en niños que estar afuera mejora su análisis crítico, creatividad y sociabilidad. No podemos permitir que nuestros hijos y las próximas generaciones crezcan con déficit de la naturaleza y pierdan los beneficios de conectar con ella. Debemos enseñarles a respetar la naturaleza. Una vez la aman y la respetan, van a querer protegerla.




Beneficios de conectar con la naturaleza:


mejor salud física

mejora la función cognitiva

reduce las condiciones crónicas

mejora el sueño

reduce la ansiedad y estrés

aumenta la felicidad

mejora la salud mental

mejora el sistema inmunológico: Los japonenes han hecho estudios sobre baños en el bosque un nombre poético para personas que caminan entre los árboles. Los aceites esenciales del bosque que fueron inhalados durante las caminatas aumentaron las células asesinas del sistema inmunológico.


No sean como la gente que va a la playa, o al río y se la pasan pega'os al celular. Aprovecha, incluso en pequeñas dosis, la naturaleza es un potente elixir para el dolor, la fatiga y otras afecciones. CONECTA.


57 vistas

El propósito de nuestro blog es crear consciencia sobre la salud y promover la utilización de las plantas medicinales y otras terapias naturales de forma confiable, segura y científica. Ninguna publicación sustituye una evaluación y tratamiento médico naturopático o convencional. 

  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black YouTube Icon
  • Black LinkedIn Icon